Exitoso primer trasplante simultáneo de corazón y bipulmonar

Dra. Virginia Linacre, cirujano de tórax y de trasplante pulmonar, jefa de la Unidad de Trasplante del Instituto Nacional del Tórax. Dra. Virginia Linacre, cirujano de tórax y de trasplante pulmonar, jefa de la Unidad de Trasplante del Instituto Nacional del Tórax.

Ambos pacientes receptores de los órganos, una joven de 19 años y un hombre de 56, están recuperándose satisfactoriamente en la UCI. “Estamos muy contentos por haber tenido este logro institucional y del sistema de salud público”, indicó Pablo Gacitúa Cortez, director del Instituto Nacional del Tórax.

Dos trasplantes simultáneos, uno de corazón y un bipulmonar, se realizaron exitosamente durante la madrugada de este jueves 29 de septiembre en el Instituto Nacional del Tórax. Se trata de un hito relevante debido a que es la primera vez en el país que se logra un procedimiento de esta envergadura. Esto se debe a que se presentó un donante que era compatible con dos pacientes que estaban en lista de espera y en situación de prioridad nacional, ambos hospitalizados en nuestro recinto asistencial.

La Dra Virginia Linacre, cirujano de tórax y de trasplante pulmonar, jefa de la Unidad de Trasplante del Instituto Nacional del Tórax, explicó que “durante la madrugada se realizó un trasplante bipulmonar a una paciente con fibrosis quística y miastenia, y simultáneamente se realizó un trasplante cardiaco. Ambos pacientes estaban en lista de espera nacional, ambos en situación de urgencia. La paciente con fibrosis quística llevaba 15 días en situación de extrema gravedad y prioridad nacional para un trasplante bipulmonar. Además, el paciente trasplantado de corazón llevaba varios meses hospitalizado en nuestra Unidad de Cuidados Intermedios Cardiológicos, debido a una insuficiencia cardiaca de origen isquémico”.

En relación al proceso del trasplante, este dio inicio en el minuto en que la Corporación Nacional del Trasplante ofrece un potencial órgano de un donante existente en ese momento. Eso ocurrió alrededor de las 17:00 horas del miércoles. Tras el proceso de aceptación de los órganos se verificó que los pacientes que iban a recibir los órganos se encontraran en las condiciones óptimas o adecuada para el trasplante y después se coordinaron los equipos que irían al procuramiento (recepción) de los órganos y los equipos que participarían en el trasplante, en condiciones de una situación de urgencia.

Tras más 12 horas continuas de cirugía, “ambos pacientes están estables, en buenas condiciones, los órganos han respondido de forma adecuada. Por supuesto que las próximas horas son críticas, pero ambos pacientes están muy bien”, indicó la Dra. Linacre.

Tabita González es mamá de Carolina Vicencio, la joven de 19 años beneficiada con trasplante bipulmonar. Un par de horas después del trasplante comentó que “la vi antes de bajar, está bien, despierta. Si está entubada, pero bien. La espera fue de un año y dos meses. Dentro de ese año estuvo varias veces hospitalizada, pero este último mes estuvo muy grave. No podía desconectarse del ventilador y era necesario un trasplante”.

“Estoy muy contenta, emocionada. Estábamos preparados, porque sabíamos que esta hospitalización era para trasplantarla. Pero cuando llegó el momento fue muy emocionante. A la familia del donante, gratitud enorme por la decisión que tomaron. Yo sé que es muy difícil donar los órganos. Y agradecer a Dios porque lo de Carolina fue un milagro”.

Procedimiento

La jefa de la Unidad de Trasplantes del Instituto Nacional del Tórax agregó que “el mayor desafío para poder realizar dos trasplantes de esta gran magnitud en una misma institución tiene que ver con lograr tener todos los medios para realizarlo. Y eso incluye el personal capacitado, laboratorio, imágenes, servicios de apoyo, los intensivos, pabellón. La verdad es que se requiere que la institución funcione de forma muy coordinada y muy eficiente, y ese gran desafío se logró de forma muy adecuada la madrugada de hoy”.

Pablo Gacitúa Cortez, director del Instituto Nacional del Tórax, indicó que “esto demuestra que en el sistema de salud pública nosotros somos capaces de tener la coordinación adecuada cuando hay un objetivo macro y de fondo. Muchas veces se piensa que el beneficiario del seguro público de salud no tiene acceso a este tipo de prestaciones, y nosotros aquí estamos demostrando que sí se puede, cuando hay compromiso y coordinación. Es un proceso, ya que no sólo está el equipo que interviene, sino que detrás hay toda una logística que permite que en definitiva tengamos a dos pacientes con su problema resuelto, gracias también a que hubo un respeto por la voluntad de quien quiso donar”. Por eso, agregó el director, “felicitar a todos los que participaron en él. Estamos muy satisfechos, muy contentos por haber tenido este logro institucional y del sistema de salud público”.